Los Crímenes de la Calle Morgue y otros relatos

Edgar Allan Poe

La primera lectura que he realizado de Poe ha sido un libro de relatos titulado: Los Crímenes de la Calle morgue y otros relatos. Y, pues, estoy tan sorprendido como enamorado por la manera que tenía este autor de escribir. La forma en la que usa la lógica para desenredar una historia —y enredarla, claro—, y, sobre todo, los personajes que creaba.

Hay una frase escrita en el «Estudio preliminar» que dice: “Si una obra literaria es demasiado larga para ser leída de una sola vez, es preciso resignarse a perder el importantísimo efecto que se deriva de la unidad de impresión, ya que, si la lectura se hace en dos veces, las actividades mundanas interfieren destruyendo al punto toda totalidad”. Continúa un poco, pero me quedo con lo que a mi juicio es importante. Con esto no quiero decir que las historias largas sean menos importantes, solo que las pequeñas historias contienen la esencia de la creatividad; la esencia de los personajes y la historia. Esta frase es propia del mismísimo Poe.

Ya adentrándome en el primer relato, Los Crímenes de la Calle Morgue, me doy de bruces con el pensamiento de un personaje, que, habiendo leído las primeras páginas del libro, es el alter ego de Poe. Nos habla de la lógica, la atención y el ajedrez, para luego adentrarnos en la presentación de Dupin, el personaje que desenmascara todos los entresijos de la historia. Los asesinatos ocurren en París, y ni siquiera la policía será capaz de dar con el asesino por sus propios medios, dada la atrocidad y su forma.

Después tenemos La Carta Robada, un relato donde nos pone, de nuevo, en la piel de Dupin para averiguar dónde se encuentra una importante carta. Sin embargo, la policía tampoco puede encontrarla por sus propios medios. La respuesta es mucho más simple y lógica de lo que se puede imaginar. Y claro, hay que entender que todo ha salido de la imaginación de Poe.

El siguiente, más pequeño que los anteriores, Manuscrito hallado en una botella, nos cuenta la trágica historia del personaje al subirse en un barco y este, en medio de la noche y la calma (demasiada calma), se encuentra con una feroz tormenta. El barco sufre graves daños y pasa mucho tiempo acompañado de otro hombre. Algún tiempo después, cuando la esperanza ya no está al alcance de ninguna mente, por muy positiva que sea, aparece otro barco; pero este, en vez de intentar ayudar, choca contra ellos, así, sin más. 

En El Retrato Oval, tenemos a un personaje que no se encuentra bien y gracias a la ayuda de su criado entran en un castillo que, aparentemente, está abandonado. Debía descansar en un lugar seguro y tranquilo, y lo único que había cerca era aquella monstruosidad de casa que haría de hogar por una noche, tal vez más… El criado fuerza la puerta y entran, llevándolo a la habitación más alta. En la almohada ve un libro que leerá, mientras deja descansar a su ayudante. Sin embargo, cuando la noche se cierna, por arte de magia, la sombra que mantenía oculto un lugar de la habitación deja a la vista un cuadro. El retrato de una hermosa chica se dejó ojear. En cambio, el libro lo va a dejar a caballo entre el asombro y terror.

El siguiente, titulado: Silencio, me dejó con unos pensamientos confusos. Aunque nada más lejos de la realidad, ya que la sorpresa al leerlo aumenta significativamente. Puede que sea un lugar diabólico, donde el demonio y, tal vez, algo divino, puedan estar ataviados en una lucha interna capaz de hacer desaparecer cualquier designio humano. 

Para finalizar, Sombra, nos lleva al año 794 a.C., hasta la mente de Oinos. Un muerto y un pensamiento profético hacen que la historia cobre un sentido diabólico y extraño, para luego terminar presentando un ser que, a juicio de cualquier mortal, vendrá en cualquier momento. “Mi morada está al lado de las catacumbas de Clíseo, que bordean el impuro canal de Caronte”.    

Los crímenes de la calle morgue y otros relatos

Si quieres estar al tanto de las novedades de la web, puedes seguirnos en redes sociales o suscribirte a nuestra página

SUSCRIBIRSE

(Sorteos, publicaciones recientes, noticias importantes…)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

 Cookies Drojan En Casa Drojan utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte la mejor experiencia en nuestra casa. También nos ayuda a analizar tus preferencias para mostrarte contenido y publicidad que se ajusten a tu perfil de navegación. No tengas miedo... A pesar de nuestras oscuras y terroríficas historias, las cookies no te harán daño. Si quieres, puedes aprender más sobre ellas en el siguiente botón.    Más información
Privacidad